PRENSA

"Acuicultura y Pesca con Responsabilidad"

AUNAP se pronuncia frente a presuntos niveles de plomo superiores a los permitidos en producto pesquero - Laguna de Tota

• Las empresas que producen trucha en jaulas flotantes en el Lago de Tota para exportación están certificadas en Buenas prácticas acuícolas (BPA), lo cual las obliga a monitorear periódicamente la calidad del agua y de la carne que se produce.

• La AUNAP ratifica su apoyo a los productores y la promoción y el fomento para el desarrollo de la acuicultura de manera sostenible y amigable con el medio ambiente.


Bogotá, Colombia. Noviembre 17 de 2020 (@AUNAPColombia).Ante la situación que se está presentando en la actualidad en el lago de Tota, en la que, al parecer, se encontraron niveles de plomo superiores a los permitidos, la Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca - AUNAP se permite informar:
1. Los productores de trucha en jaulas flotantes en el Lago de Tota han demostrado su interés y compromiso por cultivar esta especie de manera sostenible y con el menor impacto posible al medio ambiente.

2. La trucha arcoíris es un pez que exige una alta calidad de aguas requiriendo: altos niveles de oxígeno disponible, baja concentración de fuentes de nitrógeno (amoniaco, nitritos y nitratos), baja turbidez, entre otros aspectos, razón por la cual esta especie no sobrevive en aguas con ciertos niveles de contaminación.

3. Por iniciativa de los truchicultores y con apoyo de la AUNAP, se adelantó un proyecto de investigación del uso de colectores de heces y del posible alimento que no es consumido por los peces, los cuales se ubican debajo de las jaulas; estos colectores fueron avalados por CORPOBOYACA, por lo que han sido implementados por los productores, lo cual evita que las heces y el alimento no consumido por las truchas cultivadas en jaulas flotantes en el Lago de Tota produzcan contaminación en dicho Lago.

4. Para la obtención de permisos de cultivo de la AUNAP, todos los productores deben cumplir previamente con los requisitos para la obtención de permiso de ocupación de cauce otorgado por CORPOBOYACA, el cual incluye el análisis de calidad de agua en laboratorios certificados.

5. Las plantas de procesamiento de pescado poseen o se encuentran en trámite de obtener su certificación HACCP, la cual exige que se realicen análisis continuos del manejo del producto, de la calidad del agua usada, del manejo de residuos y vertimientos, por lo cual, si en las producciones de trucha se hubiese identificado la presencia de plomo, estos análisis lo habrían mostrado.

6. Los insumos utilizados para la preparación de alimentos balanceados y otros insumos utilizados para el manejo cotidiano del cultivo de truchas no incluyen este metal pesado.

7. Las empresas que producen trucha en jaulas flotantes en el Lago de Tota para exportación están certificadas en Buenas prácticas acuícolas (BPA), lo cual las obliga a monitorear periódicamente la calidad del agua y de la carne que se produce, lo cual incluye el análisis de la presencia de metales pesados, especialmente el plomo; dichos análisis muestran que la presencia de plomo en el agua cerca a los cultivos es baja (por debajo de los límites permitidos para realizar la actividad) y que nunca se ha detectado en la carne de trucha producida en el lago la presencia de plomo que ponga en riesgo la inocuidad del producto.

8. Por estas razones, la AUNAP ratifica su apoyo a los productores y la promoción y el fomento para el desarrollo de la acuacultura de manera sostenible y amigable con el medio ambiente.